Please wait...



Blog

CLASSIC LIST

19/Oct/2019

 

TUMORES MAMARIOS CANINOS
Los tumores mamarios en las perras son un tema de interés para los veterinarios de México. Si queremos saber el porqué sólo basta conocer su prevalencia. O tal vez, cerrar nuestros ojos y pensar cuándo tuvimos el último caso. Y al reunir en una misma oración estas tres palabras (perra entera, adulta o senior y neoplasia), el resultado de la ecuación será tumores de mamas.
¿Cuál sería la ficha técnica del cáncer mamario?
Los tumores más frecuentes en las perras son los tumores mamarios caninos (TMC), especialmente en nuestros países en los que no se realiza castración de forma rutinaria en perras jóvenes (menores de 2 años); este es el único método de prevención conocido hasta el momento. En un estudio retrospectivo realizado en México sobre 1.917 biopsias de perras enteras con lesiones mamarias, la incidencia anual de tumores fue del 16,8% (47,7% benignos y 47,5% malignos).
Acontece lo mismo en otras latitudes: en un trabajo italiano publicado en 2016, el 54% de los tumores de la hembra canina fueron mamarios, con una tasa anual de incidencia de 250 casos cada 100.000 perros; y dónde el 74% de los tumores fueron diagnosticados en perras enteras. Un estudio retrospectivo del Registro Suizo del Cáncer Canino (entre 1955 y 2008) tuvo a los adenomas/ adenocarcinomas como los tumores más frecuentes, con el 18,09% del total de tumores; de dicho grupo, los mamarios fueron el 55,36%.
Los animales que mayor riesgo tienen de presentar TMC son perras mayores de 5 años. En el estudio italiano mencionado, los tumores mamarios fueron menos frecuentes en las perras menores de 6 años; la incidencia aumenta al 60% entre los 8 y los 13 años de edad. Las hembras están más predispuestas a la aparición de estos tumores (hay un riesgo 62 veces mayor en hembras que en machos), aunque se ha descrito una incidencia de hasta 2,5% en machos y pueden ser benignos o malignos. La incidencia en la aparición y desarrollo de TMC también aumenta con la edad. En perras jóvenes-adultas los tumores que se presentan son de carácter benigno o displasias, principalmente, aunque si no intervenimos a tiempo estos tumores pueden adquirir características malignas como veremos más adelante. En cuanto a la predisposición racial, hay ciertas razas que presentan mayor riesgo de aparición de TMC, como las razas de caza (Beagle, Spaniel Breton, Pointer…), Samoyedos, Schnauzers, Yorkshire Terriers o los Dobermans, aunque cualquier raza puede llegar a desarrollarlos. Las razas puras estarían predispuestas a desarrollar más tumores mamarios malignos en comparación con los mestizos, en especial en perras menores de 7 años.
La regla 7: 70 
“Después de los 7 años de edad, más del 70% de las perras enteras tiene cáncer de mamas”
Ni gordas ni enteras
Ni gordas….
En este tumor tan frecuente, dónde un 25%- 50% de las perras lo padece, la obesidad juvenil predispone al cáncer mamario. Al momento del año de edad deben estar con un peso adecuado para su conformación y raza.
Hay que evitar la obesidad juvenil de las perras
A su vez, la obesidad puede afectar el curso clínico de numerosas enfermedades como el cáncer mamario de las mujeres y de las perras.
¿Cómo se produce? A través de la secreción de moléculas como variadas citoquinas y hormonas.
…ni enteras
El efecto proliferativo de las hormonas sobre el epitelio crea condiciones para el desarrollo tumoral. Esto acontece en cada celo y, con el paso del tiempo, los efectos carcinogénicos son ostensibles.
El desarrollo de tumores mamarios es un evento programado en los primeros años de la vida del animal; no podrá ser evitado con la supresión del estímulo hormonal en etapas posteriores (Fonseca y Daleck, 2000)

Bruselas 79
Col. Del Carmen Coyacán
C.P. 041000 México, CDMX

5659 1466 5684 4909 5659 1044
bruselas@bruselas.com.mx

Latest news

Copyright by Hospital Veterinario Bruselas 2016. All rights reserved.